POR LA DENUNCIA DE VIOLACIÓN LOS DOS ACUSADOS DEL HECHO SON INIMPUTABLES

El fiscal Darío Mautone dio detalles de la causa que investiga sobre un presunto abuso ocurrido en un cumpleaños de 15 que se celebraba en el predio del Centro de Empleados de Comercio de nuestra ciudad. Adelantó que este viernes la supuesta víctima va a declarar en Cámara Gesell y será la primera vez que contará lo que ocurrió la noche del 14 de julio.

El fiscal Darío Mautone confirmó que los supuestos autores fueron notificados de medidas inhibitorias, quiere decir que no deben tener ningún tipo de contacto con la chica,  ni siquiera a través de las redes sociales y ni mucho menos acercársele, ya sea en forma directa o indirecta.

La Cámara Gesell consiste en la declaración mediante una entrevista realizada por un profesional de la sicología donde la victima podrá explayarse en lo que sucedió ese día; cabe acotar que la única versión que existe oficialmente del caso es la denuncia de la madre de la menor.

Mautone confirmó las edades de los acusados uno de 14 y el otro de 15 años; en este caso los dos supuestos autores son inimputables entendiéndose de acuerdo a la ley vigente que no se les puede aplicar pena por su minoridad, debido a que supuestamente no están síquicamente preparados para entender, el caso de acuerdo a lo que se denuncia del delito que cometieron. “La ley entiende que no son punibles y no se les puede aplicar pena, si será de un tratamiento tutelar a medida que transcurra la investigación por el juez  de menores en el caso que sea necesario”.

Consultado si los padres de los acusados pueden ser responsables ante la inimputabilidad de sus hijos, declaró que en una instancia de la justicia civil y de comprobarse el hecho podrían ser responsables de los daños que causaron sus hijos a la víctima, es una cuestión que puede existir.

Teniendo en cuenta que el caso tuvo una instancia de dos semanas entre lo ocurrido y el tiempo denunciado, “tenemos otros medios de prueba para llevar el caso, no es fácil denunciarlo ni para los padres ni para la menor, por eso vamos a hacer todo lo posible para llegar a la verdad de lo ocurrido”, precisó el fiscal.

Consultado sobre la presencia de testigos, manifestó que ayer tomaron declaración a una persona que estuvo en la fiesta y que están avanzando en eso. “Obviamente me reservo lo que dijo por la investigación pero estamos trayendo a declarar a personas que estuvieron en la fiesta que confirman la presencia de los chicos y de cómo los vieron”.

Mautone aclaró que el lugar del supuesto abuso ocurrió debajo de las escaleras de la planta alta donde en uno de los salones se desarrollaba la fiesta, “se dirigieron por las escaleras y fueron para el patio dando al río, el resto lo vamos a confirmar cuando declare la menor”, de esta manera descartó las versiones de que el hecho habría ocurrido en uno de los sanitarios del predio.

Opino que la exposición del caso en las redes sociales constituye todo un problema para los menores involucrados, “por eso tomamos la medida de que no tengan ningún tipo de contacto”.

Preguntado si en la fiesta todos los involucrados bebieron alcohol y si tomaron algún tipo de pastilla ante las versiones, expuso que “es lo que estamos tratando de determinar con todas las entrevistas que se están efectúan”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.